RICE by Sánchez Romera.

Visita al recién inaugurado restaurante de la calle Muntaner, Rice by Sánchez Romera.
Para empezar, y siempre reconociendo que hacía escasas horas que habían abierto el restaurante, hay aspectos sobre los que mejorar.


La sonoridad, algo hay que hacer, porque el día que esté lleno, que probablemente no tardará, será del todo imposible poder mantener una conversación.
La carta de vinos y la temperatura de los mismos es el otro.
Sobre lo que nos ocupa, pues muy bien. Una grata sorpresa. Las opciones son dos, un menú de 25 € y otro de 35 €, la única diferencia es un plato más que les puedo asegurar que vale la pena esos 10 € de más.
El plato añadido en el menú de 35 € es un Arroz negro con beurre blanc de kombu, gambitas al curry y sepia con ajo blanco y perejil.


De primero, Aceite de oliva extra virgen para acompañar el pan.


Barcelona roll: de seis sabores y acompañado de pequeña ensalada. Un plato tan bien elaborado como vistoso.  Utilizando distintos tipos de arroz consiguen un acertado entrante que sorprende por su magnífica elaboración y excelente vistosidad. La presentación de los platos es digna de resaltar.


Salmón ahumado por nosotros, con queso fresco, crudités, frutas secas y frutos secos. Otra sensacional elaboración y con un magistralmente planteamiento del plato. La potencia de las crudités frente al salmón ahumado es digna de resaltar, ya que en ningún momento el ahumado se apodera del plato.


A continuación, el ya mencionado Arroz negro. Para mí la obra maestra de todos los platos presentados. Igualmente de vistoso que el resto, pero en este caso la mezcla de los distintos ingredientes consiguen un sabor fresco a la vez que potente. La beurre blanc  es una salsa obtenida por la reducción de vinagre (o vino) y de chalotas y después por emulsión de mantequilla. Un acompañamiento clásico para lucios y los sábalos. Larousse  gastronomique señala que una cocinera de Nantes, llamada Clemence, al querer hacer un día una bearnesa para un lucio que preparaba para su patrón, el marqués de Goulaine, olvidó poner huevos. En cualquier caso, fue un éxito y está claro que de una combinación que no sea excelente no puede salir un buen arroz.


Coquelet guisada en su salsa de soja extra de 1810 con verduras. Un brillante final para una sensacional propuesta.
La Coquelet, muy de moda otra vez en la cocina, convendrán conmigo que es un ave de poco sabor, la carne no está firme y por lo tanto el guiso para poder disfrutar de ellas es fundamental. En este caso, nada que objetar. Muy bien resuelto con la soja y verduras, fino y sabroso.


De postre, Sorbetes de mango, fresa, mora y kiwi, sobre mouse de chocolate blanco, agua de rosas y lichi.


A mí personalmente fue de todos los platos el que menos me ilusionó, y por lo tanto encontré a faltar alguna alternativa. La presentación, al igual que el resto del menú fue sobresaliente.
En resumen, una gran jornada, disfrutamos como hacía tiempo que no lo hacíamos en la ciudad. La relación calidad precio es impresionante y con unos cuantos retoques podrá convertirse en un local de referencia en Barcelona. Si nos dejan, claro.
Otra cosa será el ver durante cuánto tiempo se mantienen estos precios o si solamente nos encontramos ante un “menú anzuelo”.
“Fortuna iuvat audaces”



RICE by Sánchez Romera         C/ Muntaner ,182 · 08036 Barcelona · Telf. +34931426709

Entradas populares