sábado, 2 de julio de 2011

FREU


El restaurante Freu abrió sus puertas en septiembre de 2006, en Lloret de Mar, para ofrecer una cocina mediterránea de calidad elaborada con productos sanos, frescos y de mercado, aunque sin renunciar por completo a influencias más exóticas.
Pues esta vez fuimos a degustar el menú del Restaurante Freu en Lloret. Acompañados por Josep Franch, que a su vez hizo de anfitrión y al que desde aquí le quiero dar las gracias por sus atenciones. Una comida extraordinaria, en fenomenal compañía, Josep es otro enamorado de Lloret, su pueblo natal. Editor y director de la revista” Lloret info”, a la vez es el gerente del Gremi d’Hosteleria de Lloret y quizás uno de los personajes que mejor conozca el turismo y las posibilidades que tiene su ciudad. Vale la pena el escuchar de su voz la transformación que ha sufrido la zona y las enormes posibilidades de futuro que tiene.
El marco es incomparable, dentro del magnífico Hotel Guitart Monterrey uno de esos cinco estrellas que se pueden encontrar en la ciudad de Lloret de Mar, totalmente renovado en el pasado año y con unas instalaciones extraordinarias, un lugar idílico para perderse un fin de semana.
A lo que vamos, disfrutamos de un menú degustación con maridaje de vinos y realmente fue un acierto el poder probar cada uno de los platos que nos ofrecieron, todos ellos con una característica común, la calidad de la materia prima y la presentación de los mismos. Nos recibieron con una copa de cava, aceitunas y palitos de fuet, como aperitivo.
De primero, una ostra frita con guacamole, que a pesar de lo que pueda parecer, en ningún caso y creo que es el éxito del plato, el bocado pierde ese sabor a mar tan inconfundible de la ostra.
Pasamos a un lomo de atún rojo acompañado de salmorejo de cereza. El atún simplemente pasado por la plancha, cerrando todos sus lados y dejando su interior caliente pero crudo, una delicia de plato y quiero volver a insistir en la calidad de la materia prima.

Estos dos platos los acompañamos con un “perro verde”, un excelente vino de rueda con la tan característica variedad verdejo.
Pasamos a la carne, un tartar de buey con mantequilla especiada, cortada la carne a cuchillo; para mi gusto quizá un poco suave, a lo mejor era la propia combinación con la mantequilla que le quitaba esa fuerza y contundencia que para mi tiene que tener el tartar.
Lo acompañamos con un “nerolas de torres”, un vino ecológico con D.O. Catalunya.
Pasamos al siguiente plato, pulpo a la plancha con mollejas glaseadas, alcachofas y su jugo, sin comentarios, un plato para probarlo, era realmente extraordinario, especial, por esa cantidad de sabores tan diferentes y esa combinación de texturas similares como el pulpo y la molleja. Un acierto.
Seguimos con un lenguado a la meniere con un puré cremoso de almendra cruda. La verdad es que es un clásico de nuestra cocina, el lenguado era muy bueno y la finura del puré de almendras le daba un sabor muy especial, tratado con mucha calidad en la cocción se convirtió en un plato de los mejores del día.
Por último, un contundente solomillo de cebón con pan de coca especiado con pimientos del piquillo. Lo de contundente no se entienda por la cantidad, que era la justa para un menú degustación, si no por lo completo del plato. Una deliciosa y tierna carne, marcada a la parrilla y ese acompañamiento de pimientos del piquillo que en ningún caso se apoderaba del plato impidiendo degustar el sabor del cebón.
Lo acompañamos con un “La Montesa”, un extraordinario tinto de Rioja de la bodega Palacio Remondo. Un vino que tengo que reconocer que me entusiasmó.
De postre, texturas cítricas con panettone y helado de maría luisa, petit fours y una extraordinaria evolución del mojito. ¡Qué arte!. Esto último lo regamos con un magnifico “Casta Diva cosecha miel”, un vino dulce natural elaborado con uva moscatel de Alejandría, concretamente de las bodegas Gutiérrez de la Vega.

Una magnifica jornada con un excelente menú degustación que el restaurante denomina "Freu gran gastronómico" y se puede degustar por 75 €, eso sí, mesa completa.
Resumiendo, Freu es un espacio muy personal donde se respira diseño, sobriedad y calidad, tres elementos muy presentes también en la cocina del Freu. Nacho Arregui, Pep Arbós y Nuria Camps son el trío de jóvenes profesionales que ponen cara a este proyecto, con una dilatada experiencia en la hostelería se han juntado en el restaurante Freu para ofrecerles su innovadora visión de la restauración.

FREU  · Hotel Guitart Monterrey · Ctra. de Tossa, s/n · Lloret de Mar · Tel.972 369 326

4 comentarios:

Ricard Sampere dijo...

mmmm... em perdo pel "cebon" i sovint en compro a Illa Diagonal (si.. ja sé que sona raro, però a Bovinum en tenen sempre). Dijous passat en vam compartir un de 800g...

Agustin Fraile dijo...

Si señor, dos sitios imprescindibles en la Illa, bovinum y andreu, la charcutería. Menos mal que el de 800 gr lo compartiste Ricard jajjaa.
saludos

Mis Resturantes para recordar y olvidar dijo...

Bueno veo que coincidimos con las "excelencias" de Freu, verdaderamente un marco incomparable y una cocina excelente.
Además me encanta ver las opiniones de otros compañeros por restaurantes por los cuales he pasado.
Saludos Agustín. ;-)

Agustin Fraile dijo...

Si Francesc, tienes toda la razón con las excelencias de Freu, un sitio más que recomendable.
Saludos